Es una intervención sencilla con resultados excelentes. ¿Pero cuál es la clave del éxito? Hacer una buena indicación. El paciente ideal es aquel con mejillas prominentes, que generalmente corresponderían a cara con mayor peso, y que buscan afinar sus rostros. En estos casos se realiza la bichectomía, un procedimiento muy habitual en celebrities.

El resultado es una cara que pierde la redondez, donde de resalta el pómulo y se crea una ligera depresión por debajo de él que aumenta el atractivo de la cara.

7 importantes tips que debes conocer:

1. Los mejores candidatos:

Esta intervención se recomienda para personas cuyo peso no va con la forma de su rostro, ya que hay muchas personas que son delgadas, pero que tienen la cara redonda y no se va aunque hagan dieta.

2. Es posible en hombres y mujeres:

Esta intervención también en muy popular en el sector masculino, y la cirugía no tiene ninguna diferencia, es igual para ambos sexos.

3. Extraer las bolas de bichat no tiene consecuencias:

Los especialistas coinciden en que esta grasa de las mejillas no cumple ninguna función los adultos, por lo que se pueden extraer sin ningún problema.

4. No es una intervención complicada:

Es una operación bastante sencilla, ambulatoria, nada traumática y sin secuelas. Al no dejar cicatriz el paciente puede volver inmediatamente a sus actividades habituales.

5. No existe postoperatorio:

Sólo se requiere que el paciente tenga especial cuidado con su higiene bucal durante una semana, utilizando enjuagues bucales y antibióticos para evitar infecciones. De preferencia se recomienda una dieta blanda los primeros días luego de la intervención.

6. Resultados definitivos al poco tiempo:

Luego de la primera semana ya se ven resultados y los definitivos son totalmente visibles al cabo de los dos meses.

7. Se puede hacer durante todo el año:

Es una cirugía popular durante todo el año al estar relacionada con el aspecto de la cara ya que el rostro es visible en cualquier estación.